domingo, 11 de agosto de 2013

Domingo, 11 de agosto de 2013 Identidad erronea.

Domingo, 11 de agosto de 2013
Generalmente cometemos el error de etiquetar nuestros rasgos destructivos como “nuestra negatividad”. Pero la verdad es que la negatividad ¡no es realmente nuestra en primer lugar!

Nuestra verdad real es nuestra alma. Su esencia no puede ser tocada o manchada por alguna impureza, oscuridad o ego de ningún tipo. Depende de nosotros adentrarnos en ella.

La próxima vez que escuches la voz negativa susurrando en tu oído, recuerda... Esa voz no eres realmente tú. 

Yehuda Berg
________________
Elul 2013

Domingo 11 de agosto
Toma nota de una mejoría que alguien cercano a ti ha realizado y hazle saber que has notado
el cambio.
________________
Capítulo siete

Ego y oponente

En el último capítulo en el trabajo de Luz, consideramos las preguntas ¿Qué pasa si nunca cambio? ¿Qué pasa si continúo siendo el efecto en las áreas de mi vida? ¿Cuales fueron tus conclusiones?

Hasta este momento, hemos estado hablando acerca de la "película completa", las leyes fundamentales del universo, la idea de que somos creadores de nuestra realidad y que pasa cuando nos tomamos ese rol en la vida.
Ahora vamos a enfocarnos en porque están difícil hacer eso.

¿Qué es lo que nos previene de volvernos realmente la causa de todo nuestras vidas y seguir atorados?

¿Por qué el caos sigue con nosotros a pesar de que somos inteligentes, bien intencionados y bien dichos?

¿Cómo se continuamos en las mismas relaciones negativas, insatisfactorias y a veces dolorosas?

Recuerda que estamos haciendo trabajo de excavación aquí. Es importante mantenerse abierto a la aventura.
No dejes que el Oponente te apague mientras vamos en el proceso, hay luz verdadera para ser revelada, el Oponente siempre va a hacer lo mejor para tomar esa luz de nosotros.

Buen indicador de que nuestra nuestro trabajo de excavación está dando frutos es que empezamos a sentirnos retados, vamos a empezar a sentir resistencia. Parte de nosotros van a querer apagarse, dejar de hacerlo. 
He notado que durante las clases y en los talleres, cuando empezamos hablar acerca del Oponente, acerca nuestra naturaleza reactiva, acerca la parte de nosotros que quiere darse por vencido, algunos alumnos empiezan a irse. Dejan de poner atención y empiezan hacer garabatos. Y entonces en este punto, siempre les recuerdo a los estudiantes que noten que la resistencia que aparece, es indicador de que el Oponente está siendo disparado (retado).

Hay como un juego de pandillas aquí. Hay una batalla entre la luz y la oscuridad. Nosotros estamos por la Luz del Creador. Nosotros estamos por la plenitud. También nuestro ego va por eso. La diferencia es que este lo quiere establecer en términos de corto plazo. La Luz quiere que sea a largo plazo.

El Oponente

El oponente no es un enemigo fuera de nosotros, está dentro de nosotros. El ego quiere tomar tu luz para poder fortalecerse a sí mismo. Es como cuando le decimos a alguien que ya es arrogante que es fabuloso, en ese momento fortalecemos su ego.

Cuando empezamos a transformar, en convertirnos en causa no en efecto, el oponente se pone alerta. Es como si sus alarmas de aviso, le dijeran signo de ¡Hey..espera un momento! ¡Esta persona quiere cambiar, es mejor ir y quitarle las ganas!

Presta atención a cuatro cualquier resistencia que sientas. ¿Estás saliendo de tu zona de confort? ¿Estás queriendo parar de leer y no hacer el trabajo de luz?

Es una amenaza para el Oponente que tú empieces a transformar tu naturaleza.

Tenemos dos opciones en la vida: podemos volvernos la causa y tener luz y plenitud, o podemos descender a la consciencia de ego y activar la destrucción y el caos. Es una u otra. No hay términos medios. En este mundo, la mayoría de las personas viven con cierto grado de caos. Aun si tienen todo, sigue habiendo caos porque la mayor parte de ellos no trabaja para remover su ego.

Sin embargo, aúnn cuando sabemos que transformar es algo es bueno para nosotros, suele ser difícil hacerlo. A mi me pasa con la comida y el azúcar. Estoy constantemente en una dieta o haciendo ejercicio porque mi metabolismo no es tan rápido para quemar todas esas calorías extras. Pierdo algunos gramos y luego los vuelvo a ganar. Me inscribo en el gimnasio, voy dos veces, y después me olvidó de regresar. Saber que algo es bueno para mí y realmente hacerlo son dos cosas separadas.

Algunas de las personas más inteligentes cometen errores estúpidos. Un graduado de Harvard puede terminar en caos por un estúpido problema ético. ¿Porqué? Por que no se trata de inteligencia. Es acerca de ego. Cuando no se le vigila, el Ego traerá el peor escenario posible. Así es como nuestro ego opera: Ego es igual a caos. Esto es igual a los peores resultados posibles. Si hay una persona en este mundo que te cueste trabajo lidiar, eso te causará más sufrimiento que una con la que tu terminas.

Algunas personas piensan que el ego tiene que ver con la autoestima, y que es un componente saludable. De acuerdo a la Kabbalah no hay ningún aspecto positivo en el bloqueo del Ego. Alguien con una buena autoestima que quiere ser exitoso, tiene un deseo saludable de acuerdo la Kabbalah. No tiene que ver con el ego, es diferente tipo de deseo.

Pero recuerda, puedes tener tener "deseo de recibir sólo para ti mismo", un deseo egoísta que es ego, o puedes tener un gran deseo de lograr más cosas, de ser más, de querer compartir más. Así que cuando usamos el término Ego en Kabbalah, no estamos hasta hablando acerca de algo positivo. No hay atributos positivos en ego, el único propósito de este es mantenernos hundidos en nuestra propia basura.

Diferentes aspectos del ego.

Muchas veces la gente que aparece demasiado confiada sólo están cubriendo algo de su baja autoestima con un exterior egoísta. El ego hace dos cosas:

1) Nos protege de nuestra carencia escondida de deseo y de auto valor
2) Nos distrae del problema real. En otras palabras el ego mata ambos

Mi padre, el Rav, da una descripción muy bella de lo que la humildad. ¿Qué es lo que hace ser humilde? De acuerdo al Rav, eso significa: siempre reconocer nuestra necesidad de pedir ayuda. Es muy simple. Aquellos que sufren de baja autoestima y de seguridad tienden a ser sobre compensadores.

Pueden actuar como si lo supieran todo. Pero si realmente supiéramos todo, si nos sentimos ya llenos ¿Cómo podemos recibir más?

Nosotros no nos vemos a nosotros mismos de la manera que otros nos ven. No tenemos idea de lo egoístas que podemos ser. Garantizado, hay personas en este mundo que ven las cosas de nosotros que son obvias y sin embargo, nosotros no las alcanzamos a ver. Esos son puntos ciegos. Bloqueos o áreas de conducta que son obvios para otros, pero no para nosotros. Y no ver nuestros puntos ciegos realmente no trae problemas. Justo como en el espejo del coche,  en el punto ciego de visión novemos el camión que viene.

Pero sabemos que la gente usualmente no está deseamos escuchar acerca de nuestros puntos ciegos. No puedes convencer a un amigo de que su elección de su esposa potencial no es bueno, otro ejemplo son las personas que tienen adicciones con alcohol con drogas, con el juego o cualquiera que ésta sea.

Nosotros podemos ver cuánto dolor hay ahí, pero tratando de hacer que ellos vean la destrucción que se están causando es un asunto totalmente diferente.

Van a actuar como si no tuvieran un problema. La negación del ego es increíble.
Un caso clásico es la mujer que es abusada por su esposo. Ella se queda la relación porque en su distorsionado entendimiento, ella ve el abuso como una forma de amor y de atención. En otras palabras palabras prefiere ser golpeada que tener el riesgo de la incomodidad que le representa volverse independiente y ser la causa de su realidad. Y es triste y brutal, pero la ecuación tiene dos lados: el ego de un abusador y el ego de una persona siendo abusada porque está ciega de que rol juega ella en esto.

Hay una gran diferencia entre dolor y sufrimiento. A veces pasamos por situaciones dolorosas. Pasamos por pérdidas. Pasamos por tremendos retos que pueden ser realmente displacenteros. Pero los kabalistas tienen una manera inusual del ver al sufrimiento. ¿Qué es el sufrimiento? Sufrimiento es elegir agarrarse al dolor y no permitir que pase. Esta es la raíz del caos.

Y el ego es adicto al caos. El caos no se refiere sólo a abuso, adicciones, o situaciones extremas. Por ejemplo: Vas a comprar un café y de pronto te das cuenta que no traes la billetera y te frustras. Eso caos. Vas hacia la estación del metro y te tuerces el tobillo, eso es caos.

Experimentamos momentos de caos cada día. Si continuamos en este camino eventualmente terminará en situaciones extremas. Cada día puede estar lleno de situaciones que nos causan dolor por las circunstancias externas.

No pensamos en la timidez como ego. No pensamos en la inseguridad y en el ser demasiado introspectivo como ego. Pero cuando somos arrogantes, cuando constantemente nos estamos mostrándoos o estamos teniendo miedo o somos inseguros acerca de exponernos a nosotros mismos, el foco de atención está en ti  mismo. En ambos casos.¿En que estamos enfocados? En nosotros mismos. 

Podemos darnos cuenta que los muy tímidos muchas veces están obsesionados con las opiniones de otras personas. Estamos absortos en nuestro propio miedo: "¿Qué van a pensar de mi?" "Nunca seré suficientemente bueno". "Nunca me podré comparar con otra persona". Entonces nos reducimos y nos volvemos el efecto de nuestro miedo. Finalmente esto es ego.

Miedo, enojo, competitividad, inseguridad, baja autoestima, egoísmo, envídia, ansiedad, impaciencia, todos tienen una raíz en el ego. Todo el miedo que me impide que crecer y hacer nuevas cosas es ego.

Gratificación instantánea.

Hay otro aspecto de Ego que es nuestra búsqueda de gratificación instantánea. Si tenemos miedo y estamos buscando confort, queremos un arreglo rápido. Queremos una inyección rápida de excitación y energía. No queremos tomarnos el tiempo para ir en proceso. ¡Lo queremos ahora! 

¿Porque crees que se batalla tanto con la con el azúcar, el alcohol, y los estimulantes como la cafeína?: Porque queremos la energía de golpe. Aunque eso nos signifique después tomar otras cuatro tazas para sostener la energía o mantenernos comiendo azúcar para mantener el nivel. Estamos felices de hacerlo en el momento, aunque después nos lamentemos de haber ganado peso o de haber lastimado nuestro propio cuerpo. Pero en el momento crítico elegimos la gratificación instantánea. Cuando lo piensas, es ridículo ¿Cuántos de nosotros nos quejamos de nuestro peso? A la gente que se mantienen en peso no los controla el el deseo. No tienen culpa o verguenza, solamente tienen esfuerzo y disciplina que ofrece muchas más ganancias en forma de satisfacción.

Ego Está en nosotros.

¿Cómo nos conectamos a la Luz?¿Cómo revelamos alegría y felicidad en esta vida?
Solamente transformando nuestra naturaleza. El ego nos aparta de hacerlo. De hecho la energía que puede ayudarnos hacer esto se la damos al ego para que nos cubra más.
Sirve para engrosar nuestra armadura.

El ego nos impide tener disciplina, y nos mueve a la flojera, el confort, y la falta de responsabilidad.

El ego no quiere tener que invertir. Es por eso que nos volvemos tercos. No queremos cambiar. Y esta es la influencia del Oponente, del ego.

El ego no somos nosotros. Podemos temer perderlo, pero no somos nosotros. Nunca ha sido nosotros. Nosotros no vinimos este mundo con él y él no se va ir con nosotros. Es un traje que nos ponemos. No importa cuántas capas de ego tengas, nunca ha sido parte de ti. La palabra código para ego en la sabiduría kabbalista es "deseo de recibir para sí mismo". 

(metafóricamente) El ego cada día nos vende el puente de Brooklyn (que evidentemente no podemos comprar porque es de la ciudad). Pero nosotros no solamente lo compramos, sino que hasta pagamos de más por ello. Pensamos que es la mejor cosa para hacer, incluso pensamos que es barato, más barato que tomar un riesgo. La verdad es que cada día nosotros caemos en el pensamiento de que es una ganga (una ganga por recibir energía), y pagamos por ella pero nuestro pago no es en dinero, nuestro pago es en caos.

Las cinco extensiones del ego

Cada día el ego nos está vendiendo algo nuevo. Un día es que "todos tus problemas son por la culpa de alguien más". Otro día te derrotas porque "piensas que eres un perdedor".
El ego tiene múltiples personalidades. Muchas caras. Incluso muchos nombres diferentes. El diablo, Lucifer, el lado oscuro, el monstruo en el clóset: todos estos nombres sugieren que el ego es algo que está afuera.

Uno de los grandes kabalistsa, Rav Isaac Luria, explica que hay cinco extensiones de ego: ira odio, juicio, control, y orgullo. Esas son las ramas del árbol del ego. Cinco maneras en las que el ego puede manifestarse. Todos tenemos la capacidad de enojarnos, de juzgar. Todos estamos obsesionados con tratar de tener algún grado de control. Todos tenemos la tendencia a darnos sobre-importancia a veces. Esto es orgullo. Nos ponemos enojados con la gente. No pensamos en nosotros como alguien que odia, pero es impresionante los pensamientos que tenemos cuando entramos a un debate con una persona en guerra o en politica.

El ego puede llegar a todas las esquinas de nuestra vida si se lo permitimos. En tanto estamos bloqueados con nuestro ego controlando nuestros pensamientos, sentimientos, y acciones, nunca podremos volvernos la causa de nuestra propio plenitud

Puedes querer pensar acerca de estas cinco extensiones del ego. Considera lo siguiente: ¿donde mi vida tengo aspectos de ira, juicio, odio, control, u orgullo? ¿Dónde tengo el sentido de auto importancia? ¿Dónde es difícil para mí dejar a alguien decirme algo que estoy haciendo? ¿Dónde me siento avergonzado? Eso es el orgullo tomando para sí. ¿Tratas de manipular a la gente para gustarles o para que te aprueben? Eso es control. ¿Deseas lo que otros tienen?¿Te sientes inadecuado al compararme con otros? Esto es juicio vuelto hacia uno mismo.

Nuestra primera reacción hacia algo es usualmente inspirada por el ego. Una situación surge y ¡Bang! Tenemos inmediata reacción, eso es ego. La reacción secundaria es usualmente inspirada por la luz. Pero no la vemos, no actuamos de acuerdo la secundaria. Entonces el ego toma control. Tenemos de cinco a 10 segundos antes de que nos cubra, de darnos cuenta de esta reacción. Usualmente tenemos una ventana de tiempo muy pequeña para vencer al ego.

Vergüenza y romper al ego.

¿Cuántas veces alguien dice algo acerca de nuestra personalidad que nos avergüenza? Cuando alguien así sé que es actuando egoístamente, estamos controlando, o que estamos lastimando los sentimientos de una persona, nuestra respuesta inicial es ponernos defensivos. Nos sentimos insultados. Pero si esperamos cinco o 10 segundos antes de reaccionar, podemos darnos cuenta de que la persona está en lo correcto. Tal vez si estoy siendo egoísta, o tal vez si estoy siendo confrontado en algo que no quería ver. Ahora me siento avergonzado. Recuerde la Kabbalah, esto es una gran cosa. Mientras más momentos nos tomamos para considerar al ego, más oportunidades que tenemos de tomar control sobre de esa energía. Pero después de considerar brevemente que esa persona puede estar en lo correcto, usualmente no le damos importancia y regresamos a nuestra película anterior. Voy a aplastar a la persona que me avergonzó.

Así es de que tenemos dos estaciones de radio constantemente bombardeándonos. El ego está tocando música fuerte, tan fuerte que muchas veces no podemos escuchar la suave melodía que está en la otra estación. La otra grita para llamar tu atención. El ego es estruendoso. Grita. Pero no es real, no hay nada abajo que lo soporte. La música suave está apoyada por la luz.

Cuando alguien nos lastima o nos avergüenza, nuestra reacción inmediata es gritar o avergonzar de vuelta. Una reacción secundaria es considerar que ellos pueden estar en lo correcto. Si no nos paramos ahí y escuchamos esa suave voz, nos vamos ir rápidamente a ser absortos por El ego

Trabajo de luz

Uno de los mayores principios que hemos discutido en este capítulo es como permito a mi ego tomar control de nuestras acciones, en lugar de reconocer las consecuencias negativas.

Quiero que veas así atrás a tus acciones del día. ¿Cuando actuaste con el ego? Actuaste desde un lugar de ira, odio, orgullo, juicio, o control? Haz una lista.

El otro gran principio del que discutimos es la existencia de dos voces diferentes que compiten por nuestra atención, las dos estaciones de radio que podamos escuchar, el oponente, o la voz baja casi oculta de la luz. ¿Escuchas la voz de la luz el día de hoy? Que te está diciendo?

Pregunta a dos o tres amigos que necesitas trabajar. Se muy específico a quien le preguntas., que sea gente que respetes, peronas en las que confias que te dirán la verdad.Pregunta ¿Qué ves en mi que es negativo o destructivo? es importante escuchar. Si ven que eres sincero en querer escuchar te lo dirán.

Tu ego puede salir un poco insultado, lo cual es bueno. De hecho es un gran regalo. ve si puedes tomar esta sabiduría  porque es difícil ver nuestros puntos ciegos.

Otra manera es observando ¿Donde fui flojo hoy? ¿Donde tiendo a hacer desidia o a evitar algo? ¿Donde le he estado ocultando algo a alguien? ¿Evite lidiar con alguna confrontación o conflicto que necesitaba enfrentar? Recuerda que estas son maneras en la que el ego puede manifestarse en nuestra vida. 
Pon todos esos pensamientos en tu diario.  Estás empezando a excavar en la ira, buscando la raíz del control, en desinflar al orgullo. Mantente abierto a descubrir las apariencias del ego.  

 Traducción: Prana Raquel Pascual


LKS Kabbalah Centre International
Imagen http://www.alandart.co.uk/product/all-patterns/little-devil/



2 comentarios:

Gloria Cabrera dijo...

Deseo darte las gracias de todo corazon por la traduccion de estas sesiones,me ha facilitado mucho el estudio de las mismas, gracias de nuevo por compartir

juan dijo...

muchas gracias por tomarte el tiempo para traducir las lecciones...
estas llevando luz a muchas personas.